A comprar la calculadora. Luis Sánchez sería el Secretario de Hacienda del...

A comprar la calculadora. Luis Sánchez sería el Secretario de Hacienda del Intendente electo Alberto Ricci

751
Compartir
sanchez28092015

sanchez28092015

Aunque no quiere dar nombres, desde que ganó las elecciones, el Intendente electo Alberto Ricci viene armando su gabinete de cara al 10 de Diciembre, fecha en la asumirá.

Más allá de algunas reestructuraciones ya anunciadas como Defensa Civil ó el área de tránsito, la Secretaria de Hacienda es un lugar clave de la nueva gestión, y ese lugar sería ocupado por el histórico Concejal Luis Sánchez.

Según pudo saber 12 Noticias, el entorno del Intendente electo repite que no hay nombres ni cargos definidos y que hoy la prioridad es ir armando los equipos de trabajo; pero la realidad marcaría que en la mesa más chica del Frente Progresista, se sabe que Luis

Sánchez es número puesto para la Secretaría de Hacienda.

CALCULADORA EN MANO

Sin dudas, la secretaría más caliente es la de Hacienda, la que maneja las finanzas del Municipio. Ese cargo en el actual gobierno, lo ocupa el conocido contador Miguel Ángel Giuseppone.

Como ya lo informó en su momento 12 Noticias, el ex concejal Luis Sánchez se desempeña en la actualidad como Juez de Paz en la localidad de Pérez, de la mano del actual Intendente “Tito” Marinzaldi.

De esta manera, Luis Sánchez, tendría la responsabilidad de llevar adelante la gestión económica de la Municipalidad de Villa Gobernador Gálvez, una tarea nada sencilla.

La amplia experiencia de Luis Sánchez, sumada a su entereza moral, se ven como un acierto de Ricci en el caso de confirmarse este nombramiento.

¿Y AHORA QUIEN PODRÁ AYUDARNOS?

Uno de los grandes interrogantes por estos días en el equipo del Intendente electo y en el ámbito de la política, es si tendrán el dinero suficiente para llevar adelante las transformaciones que tienen proyectadas.

La realidad en estos días, dice que la provincia de Santa Fe está en un bache financiero. Lo dijo ayer el ministro de Economía, Angel Sciara, al anunciar que pedirá a la Legislatura que lo autoricen a endeudarse por 2.000 millones de pesos a corto plazo, precisamente para tapar ese bache.

Poco después, una fuente de confianza del gobernador electo, Miguel Lifschitz, completó: “Si la Legislatura no aprueba que la provincia se endeude, la plata no alcanza para pagar sueldos y aguinaldo. Es así de serio”.

El endeudamiento de corto plazo implica un menú de herramientas financieras como la emisión de letras, el pago con cheques diferidos y adelantos bancarios.

Desde el gobierno desdramatizan el trámite afirmando que es casi rutinario y que todos los años hay que ajustar el presupuesto.

El dato, quizás, sea la urgencia que planteó el ministro, quien aseguró casi al borde del juramento que esto no afectará a su sucesor sino que le dejará el camino más allanado y las cuentas más ordenas. Sciara pidió que sea esta Legislatura la que apruebe el endeudamiento.

Con este contexto, y con la realidad que se vive en Villa Gobernador Gálvez, más que nunca el nuevo Secretario de Hacienda tendrá que tener una buena calculadora a mano, afinar el lápiz y sacar bien los números.

Comentarios

comentarios