“Para salir adelante, lo primero que hay que decir es la verdad...

“Para salir adelante, lo primero que hay que decir es la verdad y por eso, es fundamental eliminar el relato kirchnerista”, dijo Federico Angelini

96
Compartir
En el marco del debate por el proyecto de ley de acuerdo con el FMI, el diputado de Juntos por el Cambio, Federico Angelini, llamó a realizar todas las reformas estructurales que el país necesita, “si no queremos pedir más prestado”, y a “eliminar el relato kirchnerista”.

En el marco del debate por el proyecto de ley de acuerdo con el FMI, el diputado de Juntos por el Cambio, Federico Angelini, llamó a realizar todas las reformas estructurales que el país necesita, “si no queremos pedir más prestado”, y a “eliminar el relato kirchnerista”.

“Hoy estamos evitando que la Argentina caiga en default, que la pobreza en el corto plazo no crezca exponencialmente, que miles de empresas argentinas cierren y que otras extranjeras se vayan del país, y que no se dispare el desempleo: ésas serían las consecuencias del default. Por eso, me extraña que algunos que defienden la libertad y al sector privado estén dispuestos a que esto suceda”, manifestó Angelini, quien también expresó su solidaridad con las fuerzas policiales “ante el brutal ataque que recibieron” esta tarde en las afueras del Congreso: “Espero que a los delincuentes y a los violentos que cometieron el ataque les caiga todo el peso de la ley”, dijo.

Angelini, que es también vicepresidente nacional del PRO, explicó por qué en el año 2018 el gobierno de Cambiemos tuvo que firmar un acuerdo con el FMI y afirmó: “Acá hay que destruir de una vez por todas el relato kirchnerista. Ojalá, Mauricio Macri hubiera recibido la herencia que recibió Cristina Fernández en diciembre del 2007. Y ojalá el gobierno de Cambiemos hubiera recibido la herencia que recibió Alberto Fernández en 2019”.

En ese sentido, preguntó cómo recibió Cambiemos la economía en diciembre de 2015, e indicó: “Con un Banco Central sin reservas y cepo instalado desde el 2011; una deuda pública con tasas que promediaban el 11%, sin olvidarnos del préstamo de nuestros amigos venezolanos que llegaban al 15%; un déficit fiscal desbordado, con una presión tributaria insostenible y un desempleo y una pobreza muy grandes, pero sobre todo con estadísticas oficiales que mentían; un Estado arrasado, dominado por los punteros y empresas públicas totalmente quebradas; crisis energética y un Estado que se duplicó entre el 2003 y el 2015”.

A su vez, también se preguntó cómo recibió el país Alberto Fernández, y recalcó: “Con un Banco Central con reservas positivas; una deuda pública que promediaban el 6%; equilibrio fiscal, baja en la carga tributaria -aunque no todo lo que nos hubiera gustado-; menor carga del Estado sobre el sector privado; estadísticas verdaderas; Estado más transparente y licitaciones sin cartelización de la obra pública; recuperación de la soberanía energética, y exportación de la energía”.

Así, aseveró: “Para salir adelante, lo primero que hay que decir es la verdad y por eso, es fundamental eliminar el relato kirchnerista”.

Por último, consideró que “el programa económico que quiere implementar el Kirchnerismo no soluciona ninguno de los problemas de Argentina, porque no aporta ninguna solución a la generación de empleo ni a la baja de la informalidad; no promueve la inversión ni las exportaciones, así como tampoco disminuye la carga impositiva, ni quita el cepo cambiario, ni le brinda certezas al sistema previsional argentino”. De esa manera, cuestionó: “¿No queremos pedir prestado? Avancemos en las reformas estructurales, entonces; con una reforma laboral, previsional y una profunda reforma del Estado”.

 

Comentarios

comentarios