Alessandra Rampolla habla sobre los tres errores más comunes durante el sexo

Alessandra Rampolla habla sobre los tres errores más comunes durante el sexo

810
Compartir

La sexóloga más famosa de latinoamérica explica que cosas no hay que hacer a la hora de tener relaciones

En una entrevista realizada por Infobae Alessandra respondió cuáles son los tres peores errores de los hombres y las mujeres durante el sexo.

Hombres:

1) “Seguir insistiendo que el sexo quiere decir penetración pene-vagina. Mira que siguen insistiendo. Claramente desde un lugar cómodo, porque la relación sexual definida de esa manera siempre, siempre va a responder a sus necesidades sexuales. Pero también siempre propagando una visión muy machista y muy desigual de lo que quiere decir realmente pasarla bien en la cama. No puede ser una situación equitativa si solamente la definición de sexo corresponde al placer de una de las dos partes en ese tipo de relación heterosexual.”

2) “Otro error muy, muy grande que cometen muchos hombres es que durante el sexo oral muchas veces te agarran por las orejas y te agarran la cabeza. Es muy mala educación que hagan eso. No hagan eso nunca más. Que te estén empujando a tal vez una penetración profunda no se hace.”

3) “El descuido en la relación de pareja a largo plazo, hasta con cómo se presentan. Se espera de la mujer mucho más, que seduzca con la lencería, que se ponga linda, y van los tipos completamente descuidados, con las medias puestas, el calzón todo roto, el elástico suelto.

Mujeres:

1) “Pretender que el otro venga a hacer por nosotras; y no. El orgasmo es el placer femenino y el de cada ser humano, es su responsabilidad. Y si bien hay un montón de cosas que están mal presentadas respecto al sexo, muchos permisos que no se nos otorgan, al final del día cuando nos convertimos en personas adultas es nuestra responsabilidad hacernos cargo. La mujer tiene que saber sobre su sexualidad, su cuerpo, y cómo entonces comunicarle a su pareja qué es lo que quiere.”

2) “Las mujeres también manipulamos mucho con el sexo. Y también viene desde el lugar de mandatos sociales: “Si te portás bien, si me regalás tal cosa, si me llevás a tal sitio, tienes la recompensa sexual. Y si me enojo contigo, ¡olvidate tú!, que no hay manera”. Hay mucho de manipuleo en las relaciones sexuales. Es como si estuvieran haciendo algo que es solamente para beneficio del otro y te doy un premio o te castigo a través del sexo.”

3) “No adueñarnos del erotismo, que es natural en nosotras, como parte de nuestra definición de mujer completa. Yo veo que las mujeres se sienten muy a gusto con diferentes sombreros: el de profesional, su sombrero de mamá, de amigas, de hijas… El sombrero de mujer erótica cuesta mucho. Viene cargado con mucha negatividad, como si fuera de mala mujer o de una mujer de gustos bajos,”

Comentarios

comentarios